Impacto en la salud por derrame en río Sonora

La noticia de los últimos días ha girado en torno al derrame de 40 mil metros cúbicos de ácido sulfúrico en los ríos Bacanuchi y Sonora, sustancia que llegó a dichos ríos provenientes de las minas de  de Cananea y Buenavista del Cobre, ubicadas en el estado de Sonora y que son propiedad de Grupo México.

Pero, ¿qué efectos tiene el ácido sulfúrico en la salud de los seres humanos y cualquier ser vivo?

Pues bien, según el Centro Canadiense de Seguridad y Salud Ocupacional, el ácido sulfúrico es un corrosivo y puede provocar irritación severa o daño corrosivo si se inhala, puede provocar daño pulmonar severo con una acumulación de fluido (edema pulmonar) que es una amenaza de por vida. Los síntomas de edema pulmonar incluyen tos y falta de aire y pueden retrasarse por horas y días después de la exposición y estos síntomas se agravan con el esfuerzo físico. Daño pulmonar a largo plazo puede resultar de una severa exposición de corto plazo.

El ácido sulfúrico es corrosivo y puede provocar irritación severa y quemaduras en la piel que pueden resultar en cicatrización permanente, quemaduras de ácido extensas pueden derivar en la muerte, en el caso de la vista, puede provocar irritación severa (enrojecimiento, inflamación y dolor) y daño permanente, incluyendo ceguera.

Si se ingiere, provocará quemaduras en la boca, garganta, esófago y estómago. Los síntomas pueden incluir dificultad para tragar, sed intensa, náusea, vómito, diarrea y en casos severos, colapso y muerte. Pequeñas cantidades de ácido pueden entrar al pulmón durante la ingestión o el vómito (aspiración) y pueden provocar lesión pulmonar severa y muerte.

¿Que se ha hecho en el caso de Sonora?

derrameSonoraLa Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) junto con la Comisión Nacional del Agua (Conagua), la Unidad Estatal de Protección Civil y la empresa Mexicana de Cobre para la contención y remediación de la emergencia están trabajando en contener el avance del ácido y las acciones que se implementaron fueron: la neutralización del ácido sulfúrico por medio de cal, la construcción de represos para evitar mayores escurrimientos, el rebombeo del agua contenida, y el análisis de los niveles de agua contaminados, entre otras.

Además, la Profepa inició un procedimiento contra Buenavista del Cobre, la mina de Grupo México en la zona, para determinar posibles sanciones.

En tanto, Grupo México calificó al problema como “un accidente” y aportará 2 mil millones de pesos para la reparación de los daños e informó que aportará 3 millones 500 mil pesos a los 7 Municipios por el apoyo en los servicios ambientales y pago de personal en la distribución de agua, combustibles y materiales diversos relacionados con la filtración ocurrida así como la implementación de un plan que de manera coordinada permita conocer y validar las posibles afectaciones en materia agrícola y ganadera en la región, que hubieren sido provocadas por la filtración, para su consecuente reparación.

La empresa subrayó que ha entregado más de 13 millones de litros de agua para uso humano y doméstico, movilizado 877 pipas que han sido entregadas en los Municipios y sus localidades, entregado 58 tinacos de 5 mil litros cada uno para las escuelas de la región para asegurar su aprovisionamiento.

Además, informó que se cuenta con 4 auto-tanques que están en funcionamiento ininterrumpido, que en conjunto tienen capacidad para 467 mil litros, para almacenamiento y distribución de agua en la región y se han instalado 5 plantas purificadoras en Huépac, Ures, Baviácora, Aconchi y Arizpe.

También cuentan con 30 expertos del área de desarrollo comunitario y cientos de personas más a las distintas comunidades para ayudar a responder cualquier necesidad de la población y atender puntualmente las recomendaciones de las autoridades y se están realizando obras y equipamiento de pozos en todos los municipios involucrados, en espera de recibir la autorización de las autoridades competentes para su utilización.

En conclusión, el impacto ambiental está hecho y es grave, ya que el ácido derramado causa la muerte y llevará tiempo limpiar esta área natural.

La pregunta es, tras los hechos, ¿Grupo México debe ser reconocida como Empresa Socialmente Resposable por el Centro Mexicano para la Filantropía (Cemefi), y puede mantener su certificación como industria limpia y en calidad ambiental?

Deja un comentario